Excursión anual (2014) Crónica de un viaje a Madrid

He de reconocer que mis conocimientos de Astrología son muy primarios.
Pero tengo que admitir que las conjunciones de los astros, que dan ocasión a acontecimientos transcendentales, ocurren: lo hemos experimentado los amigos de la Asociación “Escribe-lee” en el viaje que acabamos de hacer a Madrid, que se organizó vía cultural, y las estrellas lo mezclaron con un suceso futbolero de primera magnitud: el partido final de la Liga de Campeones, y con las elecciones al Parlamento Europeo.

El equipo formado por Marijo Biurrun, Eva Beriain y José Manuel Galante, habían organizado el viaje y no lo tenían previsto: lo que afirma que los astros nos querían ubicar, por su cuenta, en un momento glorioso.
Salimos puntuales de La Granja de la Plaza Circular, y llegamos a La Granja de San Ildefonso, amenizando el recorrido con lecturas escogidas por Galante para la ocasión.

Aunque seamos de Bilbao, hemos de reconocer que La Granja de San Ildefonso es algo mejor que la nuestra, pese a que en ella no se pueda comer talo con chorizo.
Tampoco creo que el talo le gustara a Felipe V, que venía de la relamida corte francesa. Pero sí le gustó el lugar, que ya había sido palacio con coto de caza para la realeza desde los Trastámara. Así, que se construyó un palacete de vacaciones para los fines de semana y otros puentes protocolarios, a instancias de su segunda esposa, Isabel de Farnesio, que dicho entre nosotros, y bajito, debía ser una mala pécora.

Este detalle lo comentamos, ya al final, paseando por los jardines, con la guía turística, que, como tenía que ser políticamente correcta solo nos contó, durante la visita, que al pobre Felipe V, como padecía depre, le habían colocado la cama enfrente del balcón para que contemplara desde el lecho las sonoras fuentes que rodean el Real Sitio.
Comimos los famosos judiones de La Granja, entre otras viandas, en el restaurante Roma, junto al palacio y salimos lanzadas hacia Madrid para alojarnos en el hotel Inglés, en el mismo centro, y salir, ya aseaditas, a dar una primera pasada por la Villa.

Galante, iba con su chuleta, que había trabajado bien, a fin de no dejarnos perder detalle de los lugares señeros por los que pasábamos, y en los que nos detuvimos para leer datos de interés. Desde la calle Echegaray pasando por la Puerta del Sol y por la calle Arenal, llegamos a la Ópera, Plaza de Oriente, Palacio Real y Almudena cuando el sol se ponía en una tarde hermosa de nubes y reflejos.

Ya nos estábamos cansando; así que, cuando aterrizamos en el Mercado de San Miguel, la cuadrilla se disgregó y nos sentamos en terrazas, en grupitos, a tomar unas tapas. La noche contratada era de magnífica primavera.
El plan del día 24 salía muy intelectual: comenzaba con una visita a la Biblioteca Nacional a las 12. Cada uno se organizó como quiso el tiempo previo. Mi cuadrilla se dio una vuelta por el Paseo del Prado y Recoletos, donde tomamos un cafelito en el Gijón, como pedían las circunstancias.

Nos hicimos fotos con Alfonso X en las escaleras de la Biblioteca, antes de entrar. No nos quiso contar el rey Sabio que la Biblioteca Nacional, que presume de haber informatizado sus archivos literarios, tiene una oficina donde, en vez de ordenador, utilizan todavía facistol- ambas palabras riman en asonante, es verdad, y puede despistar al personal- y en los pergaminos no les constaba nuestra visita, ni nos tenían preparado el guía prometido.

Así que nos conformamos con visitar la exposición temporal sobre la Generación del 14, a toda prisa, hartas de esperar, cuando podíamos habernos regodeado con ella, porque era muy interesante. Incluso dedicaba un panel a las mujeres del Lyceum, que tan afines son a nosotras.
Lo que más nos dolió fue ver a Marijo disgustadísima, haciendo la reclamación pertinente in situ. No tiene muy claro si ha de reclamar y quejarse de nuevo vía email o vía paloma mensajera.

Menos mal que la alcaldesa, Ana Botella, nos había cedido un reservado en el Ayuntamiento para comer. El lugar era muy coqueto, conjugando la arquitectura del antiguo palacio de Comunicaciones con línea supermoderna y, en el centro, una mesa de cristal negro, elegantísima. Lo del cristal debe ser para que creamos que hay transparencia en el Ayuntamiento. Como que no supiéramos cómo están las cosas. Lo que no ha podido ocultar es que han hecho un ERE con los camareros, escasos y tan lentos que la comida llegaba fría y tarde.

Tanta demora impidió aprovechar con fundamento el tiempo libre hasta la cita en el “Café Comercial”, en la Glorieta de Bilbao. Algunas listillas se ensayaron los textos que luego debían de declamar y otras nos dimos una cabezada en un saloncito de lectura anejo a la cafetería del Ayuntamiento. Un placer.

El “Café Comercial” incluye un recinto, en el piso superior, propio para eventos culturales. Allí teníamos la cita con Ángela Figuera. Acudió su familia en pleno y cuantos contactos habíamos apañado: el salón estaba lleno, pese a que, en esos mismos momentos, Madrid se preparaba para el gran derby: Real Madrid- Atlético, que, pese a jugarse en Lisboa, traía a la ciudad en ascuas.

El recital resultó entrañable, y tanto el público como los que lo organizaron y lo ejecutamos quedamos satisfechos. Al salir no encontramos un alma en la calle: los dos estadios, las casas y los bares aglutinaban a los forofos, bien vestidos con los colores de su equipo y dispuestos a salir disparados hacia las plazas de Neptuno o Cibeles, según quien ganara.

Como nosotras éramos neutrales, fuimos a cenar a un restaurante cerca del hotel. En el piso de abajo estaba el bar lleno de atléticos, se supone, porque fueron más lamentos que gritos de gozo los que escuchamos al final del partido: la copa se la llevó el Real Madrid. La fiesta era, pues, en la Cibeles y hubo quien se quedó hasta altas horas de la madrugada en algún café contemplando la euforia de los ganadores, que se dirigían hasta la concentración.

Todavía, en la mañana del domingo 25, cuando salimos las madrugadoras a darnos una vuelta hasta Atocha, a través de la calle de Las Huertas y leer los textos inolvidables de nuestros mejores poetas escritos en la calzada, nos tropezamos con más de cuatro borrachines, que buscaban su casa mientras las máquinas limpiaban la basura que daba fe de la gamberrada nocturna.

A eso de las 12 llegamos a Alcalá de Henares. Nos esperaba Silvia, guía turística, vestida a la usanza de los estudiantes de la Universidad durante el barroco. Nos acompañó en el recorrido de una ciudad llena de historia y de hijos ilustres tanto los nativos como los que aprendieron en las aulas tanta sabiduría como se almacenaba entre sus bibliotecas. A Silvia se le veía el plumero: es más fan de Quevedo y de Lope que de Cervantes; aunque ha hecho un estudio acerca de las hermanas del Príncipe de los Ingenios, a las que, por leídas, el vulgo ignorante de la época las marcó, tristemente, como putas. Tema interesante éste, en el que habría que profundizar.

Comimos en el restaurante “El sexto sentido”, que tuvo el detallazo de incluir el logotipo de la asociación“Escribe-lee” en el texto del menú.
La vuelta fue un poco larri. El conductor nos puso una película que rompió el clima del grupo. Así que no tuvo la altura intelectual que procedía, dado el nivelazo de todas y cada una de las viajeras.

Faltó esa despedida literaria que nos merecíamos en la que le debíamos dar las gracias a los organizadores mientras recordábamos las anécdotas del viaje y leer el poema colectivo que habíamos escrito en la cena, la noche anterior.

Mientras nos acercábamos a casa, las familias nos comunicaban cómo iban las votaciones al Parlamento Europeo. Este era el tercer momento astral del fin de semana.

Parece que los partidos poderosos se han fraccionado y han comenzado a surgir otros, más pequeños, todavía puros y sin contaminar.

Algún día, Europa, que está sufriendo dolores de parto, y a la que le quedan todavía muchas contracciones dolorosas, parirá un país múltiple y dichoso en el que tengan cabida los poetas.
Está escrito en las estrellas.

Bilbao, 27, 5, 2014 PJ Blanco Rubio

Excursión anual (2013) Orillas del Río Duero

Cuando José Manuel Galante nos organizó una excursión al río Duero pensábamos que nos lo encontraríamos en los recodos del camino, discurriendo bajo los puentes y arrullándonos en los sotos. Pero, qué va: hemos comprobado en nuestras propias carnes cómo se forma este río: a fuerza de nubes negras, granizadas, ventiscas y agua de mayo, bendita, según dicen, para que los verdes trigales de Castilla lleguen a buena cosecha que deje tranquilos a los labradores inmersos en la crisis.

Salimos de Bilbao el día 17 de mayo, viernes, bien arropados en tabardos, bufandas y paraguas -porque los augures habían pronosticado frío invernal- formando una comitiva poética y alegre, a la que la temperatura no arredraba y mucho menos desde que ya no sirven los grados del termómetro para diagnosticar el frío, porque nuestra sensación térmica- que es lo que ahora mola- física y espiritual, se hallaba en la más deliciosa primavera.

Además de los fieles de toda la vida que pertenecemos a la Asociación “Escribe-lee”, se habían incorporado algunas viajeras nuevas, que indagaban con la mirada cómo sería un viaje con esta cuadrilla de locos que va leyendo poemas durante el trayecto y, en capítulos llenos de suspense, un cuento de Las Mil y Una Noches con el que la locutora, Loli, mantuvo la intriga hasta el último día.

La primera parada la hicimos en el Hotel “Aranda”, de Aranda de Duero; allí dejamos las maletas, nos aseamos y salimos disparados hasta Peñafiel donde comimos y enseguida salimos a visitar el magnífico castillo, hoy Museo del Vino, con sus 230 m de largo y que luce airoso sobre la roca oteando la inmensa planicie de la Meseta.

En el pueblo nos esperaba la guía turística que nos llevó por las zonas más interesantes como la Plaza del Coso, donde se hacen corridas de toros desde la Edad Media y que hoy es centro de reunión de los acontecimientos de la villa. Es curioso que los balcones, que aparentemente forman parte de los edificios no sean otra cosa que los palcos de la plaza, irregular por otra parte.

También visitamos el monasterio de San Pablo, curiosa edificación que da fe de las manos por las que ha pasado, con capillas góticas, mudéjares y barrocas. Allí está enterrado- dicen- el Infante Don Juan Manuel. Lo que no queda claro es si también yacen entre sus muros Patronio y su Conde Lucanor.

Cenamos en el hotel de Aranda, haciendo amigos entre los conocidos y los viajeros novicios. El día 18 nos dirigimos a Peñaranda de Duero, Burgos, hoy un pueblecito anónimo, que luce palacio renacentista, el de los Avellaneda, en medio de una plaza con su impresionante rollo, que no es lo mismo que la picota en la que se ajusticiaba a los reos; unas casas medievales, deliciosamente conservadas y la colegiata, magnífica, que nos explicó el arcipreste con todo detalle. La colegiata está llena de relicarios de todas las épocas y lugares. Si es cierto que las reliquias protegen a sus devotos, allí todo el mundo está libre de sustos.

Sobre el horizonte, y en otra roca hay un castillo, de la misma hechura y menos restaurado que el de Peñafiel, que indica, como todos los castillos de la zona, por dónde estuvo la muga entre Castilla y Al Andalus en la línea del Duero, que fue el primer gran avance de la Reconquista.

De Peñaranda pasamos a El Burgo de Osma, que pertenece a Soria. La gente del Burgo, arrabal del pueblecito medieval de Osma, le fue comiendo importancia a su progenitor, tanto que lo dejó relegado al
otro lado del río, de tal manera que hasta consiguieron convertirse en villa. Hoy lucen magnífica catedral y obispo, con toda la parafernalia que conlleva un obispado en instituciones y edificaciones anejas.

Pero a los viajeros de Bilbao, además del sepulcro románico de san Pedro de Osma, que está para disfrutarlo con todo su color primigenio, los soportales, las plazas y la torre, lo que más nos afectó fueron los torreznos que nos pusieron en la mesa del restaurante Virrey Palafox. ¡Ay, qué ricos!.

Nos aseguraron que estaban asados con una receta ancestral que los libraba del colesterol. Menos mal. Porque cayeron bastantes. En Castilla no hay marisco, pero sí torreznos y chorizo y hasta sopas de ajo con sabor a canela y su huevecito escalfado.

Del asado que al día siguiente comimos en Lerma, mejor no hablar, que encima, iba precedido de morcilla burgalesa.

Cómo se conoce a los habitantes de un territorio por su comida. En la sobria Castilla, con cultura de pan y ovejas celebran al marrano y al cordero en todas sus manifestaciones como cristianos viejos.

Y luego salimos para el Monasterio de La Vid a ver si nos enseñaban su magnífica biblioteca, pero el agustino no estaba por la labor y nos dejó contemplar solamente un incunable y un facsímil de códice guardados en vitrina, además del museo religioso que tienen lleno de imágenes y objetos de todo tipo y calidad.

Menos mal que el claustro del monasterio está bien resguardado con modernos cristales porque durante su visita cayó una granizada de antología. Hay que agradecerle a Galante, lo organizados que tenía los chaparrones, que siempre nos pillaban bajo teja.

Como después de semejante banquete no había manera de cenar, a la vuelta, aprovechamos para conocer “Aranda la nuit” aprovechando que estábamos a 18 de mayo, día de los Museos y Noche Blanca.

Todo Aranda estaba lleno de luz: la Casa de Cultura, la Casa de Las Bolas, que es una sala de exposiciones donde había lecturas poéticas entre los cuadros; la iglesia de San Juan, convertida en museo sacro y donde aparece un Santiago Matamoros sin moro, que ahora es políticamente incorrecto y, sobre todo, la parroquia de Santa María la Real, con una fachada en gótico isabelino que es lo mejor de lo mejor

Allí había un recital de copla. Que la cultura es la cultura y el día de los museos se merece un detalle. Mismamente, en el altar mayor, donde al día siguiente, domingo, se impartirían las Primeras Comuniones, una folclórica cantaba las desventuras de “La bien pagá”, La “lirio” y “María de la O” como Magdalenas arrepentidas a los pies de Jesús. Está visto que la Iglesia acoge a los pecadores y sobre todo a las pecadoras siempre que lo hagan por amor.

Eso es acercarse al pueblo y a la vida misma, no andarse en zarandajas científicas y utilizar las células madres para curar el alzheimer, que es pecado.

El domingo 19, y debido a que, por problemas ajenos a la organización, no se había podido realizar en Peñafiel el recital programado, hubo un minirecital, muy íntimo, en un saloncito del hotel, y nos dejó a todos un gustillo poético, que no puede faltar en nuestras manifestaciones.

Visitamos la villa, compramos recuerdos- más bien gastronómicos, como chocolates y pastas típicasacudimos a la santa misa, y nos tomamos nuestro vermut, todo por libre.

En Lerma, que fue nuestra ultima etapa, visitamos el Parador, antiguo palacio del Duque de Lerma; el convento de clarisas donde hay oberbooking de monjas, que van con vaqueros y son muy rompedoras, al parecer, aunque parezca extraño en estos tiempos laicos; nos asomamos al mirador, antes pasadizo cubierto para que los nobles no se mancharan los zapatos en días como el que nos ocupaba y pudieran acudir a misa o contemplar el paisaje… y comimos.

Fernando en el autobús de vuelta, en nombre del grupo , agradeció a la Asociación escribe-lee la buena organización del viaje, su dedicación, su amabilidad y todas las atenciones que han tenido con nosotros.

P J Blanco Rubio 20 mayo 2013

Excursión anual (2012) Tierra de Campos - Palencia

Durante los días 4, 5 y 6 de mayo realizamos el viaje anual de la asociación Escribe-Lee a Tierra de Campos, en el centro de la provincia de Palencia.

Acudimos 22 personas decididas a percibir información y sensaciones nuevas, tanto como a llevar a Castilla nuestro entusiasmo.

Disponiendo solamente del fin de semana hubo que aquilatar el recorrido y decidimos hacer cuartel general en una casa religiosa situada en Carrión de los Condes, patria del Marqués de Santillana, que visitamos el mismo viernes por la mañana y donde conocimos sus dos mejores iglesias: la de Santa María, que recuerda en piedra el tributo de las cien doncellas y la de Santiago, que ofrece en su fachada un frontal románico con su pantócrator y su apostolario además de una colección de personajes colocados en la arquivolta de la puerta, representativos de los oficios de la época. No pudimos acceder al monasterio de San Zoilo por estar realizando obras en la zona monumental, lo que no fue impedimento para acercarnos al edificio, hoy hostal, y tomarnos un chupito después de cenar. Por la tarde recorrimos tres monumentos señeros del Camino de Santiago: la iglesia de Santa María la Blanca de Villarcázar de Sirga, de origen templario, cuya historia nos fue relatada por el párroco, que nos mostró la imagen de Nuestra Señora a la que Alfonso X le dedicó sus Cantigas; la iglesia-catedral de Támara, impresionante en sus dimensiones y riqueza en un pueblo casi deshabitado, con un órgano insólito asentado sobre una columna y que todavía se utiliza en conciertos estivales, y el bombón románico del Camino: la iglesia de San Martín de Frómista, cuya visión, con arco iris incluido y que no figuraba en el programa, no olvidaremos.

El sábado día 5 lo ocupamos en visitar la mansión romana del siglo IV, La Olmeda, descubierta el un trigal hace unos cincuenta años y hoy casi recuperada totalmente, en la que se encuentran los mosaicos rurales mejor conservados de Europa en una domus a la que no le faltaba ningún detalle de los palacios de Roma, incluidas las termas, en la que trabajaban un millar de servidores entre esclavos y libertos. La Olmeda pertenece al pueblo de Saldaña, cuyo alcalde nos saludó amablemente y puso a nuestra disposición un guía que nos relató la historia de la villa, perfectamente restaurada, y que, previamente, nos había ofrecido la Casa de Cultura donde, por la tarde, la Asociación correspondió con un recital sobre Gabriel Celaya, de centenario reciente, y al que acudió numeroso público que quedó muy satisfecho estrechando, de esta manera, los lazos de amistad entre bilbainos y saldañeses.

Por la noche ofrecimos otro recital espontáneo y entrañable a las monjitas que tan bien nos estaban tratando y que ellas calificaron como "una experiencia mística".

El domingo, día 6, lo dedicamos a conocer la ciudad de Palencia, ciudad levítica llena de iglesias: San Miguel, con su torre fortaleza, San Pablo, San Lázaro, Santa Marina , la Compañía, que rodean la catedral llamada, "la bella Desconocida". Contemplamos edificios modernos muy interesantes como la Diputación, junto al convento de las Claras donde está el Cristo que inspiró a Unamuno, o el palacio del marqués de Villandrando en la mítica Calle Mayor, que dio nombre a la película de Bardem, allí rodada, y en cuyos Cuatro Cantones- el punto cero de la ciudad- nos hicimos nuestra fotografía de recuerdo.

Después de comer en la Plaza Mayor, no tan exquisitamente como lo hicimos en Saldaña- hay que reconocerlo-, paseamos por la orilla del Río Carrión, lugar obligatorio para todo palentino y forastero que se precie y atravesamos, Puentecillas, para adentrarnos en el Sotillo de los Canónigos, como si talmente lo fuéramos, antes de volver al autobús, que nos devolvió a nuestro Bocho mientras contemplábamos el mar verde que es Castilla en Primavera.

Todo el viaje ha sido una experiencia llena de buen compañerismo, con muchos resabios literarios divertidos, y del que llevamos un grato recuerdo.

Bilbao, mayo 2012
Petra-Jesús Blanco Rubio

Excursión anual (2010) de la Asociación escribe-lee-Zona del Moncayo

En la asamblea de la asociación celebrada en enero de 2010  se aceptó y se acordó la propuesta de designar a Tarazona y la zona del Somontano del Moncayo como destino de la excursión anual cultural y de contacto con otras organizaciones similares a la nuestra de otros territorios. Por los procedimientos habituales en  nuestra organización, dentro de  la junta directiva se adjudicaron las diferentes tareas de organización como la  contratación de hotel, restauración, transporte, el contacto con asociaciones de la zona a visitar, la planificación del día a día de las tres intensas jornadas que tendríamos por delante y la difusión del programa entre las personas asociadas y otras cercanas a Escribe-lee.

Los días señalados y finalmente acordados para el viaje fueron el 15, 16 y 17 de Octubre, arrancando el autobús con el grupo la mañana del viernes con destino Tudela, ciudad que tomaríamos como campamento base de nuestra incursión  por aquellas tierras. Tras tomar posesión cada cual de su plaza hotelera en el Hostal Remigio situado en uno de los accesos a su espléndida Plaza Mayor nos dispusimos, dada la hora, a dirigirnos a otra bonita villa de Navarra, Cascante, donde, en su conocido restaurante “El Lechuguero”, repusimos fuerzas. Las que necesitábamos para subir luego la empinada senda que nos llevara al Parque del Romero, atalaya natural hacia  toda la comarca. Más tarde salimos en dirección a Tarazona donde teníamos comprometido un encuentro con la Asociación libre del artistas del Moncayo en el que, tras un gran recibimiento por parte sus integrantes y después de darnos  a conocer sus proyectos y actividades, cerramos la reunión con un recitado de poemas de Miguel Hernández.
Posteriormente la asociación ALAM nos obsequió con un aperitivo en el que intercambiamos opiniones sobre nuestras actividades y con el que dimos fin a nuestro encuentro volviendo a Tudela para el descanso y para afrontar el programa del día siguiente.

En la segunda jornada no acercamos  de nuevo a Tarazona en la que de la mano de una guía local repasamos su historia y su monumentalidad. Cumplida la visita a la ciudad mudéjar nos acercamos al pie del Moncayo, exactamente al centro de interpretación medioambiental del mismo donde asistimos a una proyección sobre el entorno. Seguimos serpenteando las faldas de la montaña hasta llegar a Veruela donde comimos en un singular restaurante “El Molino de Berola” desde el que en una ligera caminata se llegaba al conocido monasterio. Visitamos, también con guía oficial, Monasterio y Basílica, quedando para nuestros recuerdos su historia y sus avatares.
Dimos fin a la jornada llegándonos a Trasmoz, sede de La Casa del Poeta, iniciativa de la Editorial Olifante, que  visitamos antes de retornar a Tudela.

El domingo 17, después de despedirnos de Tudela, nos encaminamos a Ágreda, ya en Castilla, concretamente en tierra soriana. Realizamos otra visita guiada por los jardines y rincones árabes, judíos y cristianos y al Museo dedicado a su personaje más universal, sor María  De Jesús de Ágreda. Una vez concluida esta interesante visita pusimos rumbo a Olite, de nuevo en Navarra, para cerrar la excursión en tan monumental ciudad. Tras el almuerzo en su singular parador y un paseo por su casco antiguo volvimos a Bilbao.

Jose Manuel Galante
15-16-17 de Octubre del 2010-Tarazona

 

Viaje Asociación escribe-lee Zona del Moncayo

 

JORNADAS DE ARTE y CULTURA

Jornadas que en años anteriores se han celebrado en otros puntos del territorio nacional, creando una fusión entre el Arte en su diversidad y la Ciencia en sus variados campos.

La Asociación Escribe-Lee acudió al encuentro como representante literaria del País Vasco. Participando en la inauguración de la extraordinaria exposición de Pintura, Escultura y Fotografía, que tuvo lugar el día dieciséis viernes e las veintiún horas en la sala Mauro Muriedas de Torrelavega, con un recital poético dedicado a Mario Benedetti, previa presentación de la Asociación, sus diversas actividades relacionadas con el mundo literario, destacando la publicación “Decires”, ofreciendo varios ejemplares.

La asistencia de visitantes fue muy importante. La acogida y atención del público muy gratificante.

Participaron en el recital Carmen Martínez, Manoli López, Marbella García y Carmina Zamora. Posteriormente leyeron poemas poetas cántabros. Nos acompañó con su presencia nuestro compañero granadino Fermín García.

Durante los tres días que duraron las Jornadas, tuvieron lugar todas las tardes conferencias sobre Literatura y Periodismo, Ciencias, Salud (oncología, encefalopatías, insectos y parásitos) las Artes de la Imagen(cine) Parlamento Europeo, Técnicas del Vidrio, Seguridad Tecnológica, Arte de la Prehistoria, Arqueología en Cantabria, el Lábaro Cántabro, etc, ofrecidas por ilustres personalidades, escritores, historiadores y científicos.

Las cenas (las dos primeras noches de gala) con gran asistencia, con colaboraciones y representaciones de todo el país estuvieron rematadas con actuaciones musicales, coros, exhibiciones de magia.

Estaba incluida una interesante visita a las Cuevas de Altamira, con una exposición de su importante historia.
El sábado diecisiete a las veinte treinta en el Centro Amanecer de Torrelavega, después de una conferencia sobre la vinculación del Vino en la Cultura y el Arte, se procedió a al nombramiento de Cofrades de Honor, entre ellos estaban la presidenta de Escribe- Lee Carmina Zamora y el socio de Granada Fermín García.

La celebración de las Jornadas de Arte y Cultura este año en Cantabria tiene una doble finalidad; además de ofrecerlas en un marco idóneo se quiere potenciar la creación de la “Ciudad del Cine y las Artes” en Cantabria, en una zona próxima a donde han tenido lugar las Jornadas. Hay mucho interés en torno a ella.

Ha sido un encuentro francamente lúdico y enriquecedor.

Más información en la Web del proyecto : http://www.vfm-europe.com/

Carmina Zamora
16-17-18 de Julio del 2010-Santillana del Mar, Torrelavega(Cantabria)

 

Jornadas de arte y cultura 2010

 

Viaje a Asturias

Al igual que en otros ejercicios, el Departamento de Igualdad de oportunidades para hombres y mujeres de la Diputación Foral de Bizkaia  para  las Asociaciones de Mujeres del territorio, organizó  un viaje con destino a Gijón y Oviedo.

La finalidad del viaje tenía,  principalmente, dos objetivos:

  • Contactar con grupos o Asociaciones de Mujeres de la Comunidad del Principado de Asturias que destaquen por su labor a favor de  la Igualdad  de las Mujeres
  • Que entre las asociaciones que acudimos, tengamos la oportunidad de conocernos mejor, para fomentar las buenas relaciones e intercambiar información de los propios programas.

La salida se acordó para los días 26, 27 y 28 de abril del 2010.
Por la proximidad de las ciudades mencionadas lo realizamos en autobús.
Nuestro primer acto en Gijón fue visitar la Casa de encuentro de las Mujeres de Gijón, donde se haría, a las 8 de la tarde, la tertulia feminista de Les Comadres. Este espacio lo dedicaron a la presentación  de dos libros “Maternidades (de)construcciones feministas” y “Madres y maternidades. Construcciones culturales en la civilización clásica”   Por no extenderme haré referencia al segundo título, si bien,  ambos, están subvencionados por el Instituto Asturiano de la Mujer del Gobierno del Principado de Asturias.

Lo presentó la coordinadora e introductora de la obra, Rosa Mª Cid López, junto a las cuatro mujeres que formaron el Consejo de Redacción. La obra comienza: “En las sociedades del pasado la maternidad se ha presentado habitualmente como la función de las mujeres por excelencia, de tal modo que la imagen  de la madre ha servido para crear el más poderoso estereotipo femenino, legitimador de su posición desigual respecto a la población masculina… “ El libro continua con diferentes apartados realizados por profesoras de diferentes universidades ,de la U.P. V escribe Ana Iriarte Goñi, desde Vigo, Susana Reboreda Morillo, desde Granada, Mª Dolores Mirón Pérez, de la Université de Paris Nathali Ernoult, desde Málaga, Marta González González, de Barcelona, Mª Dolors Molas Font, de Salamanca, Mª Jose Hidalgo, de Zaragoza, Almudena Dominguez Arranz,de Valladolid, Henar Gallego, desde la Universidad de Oviedo, además de la nombrada introductora, Mª Isabel Nuñez Paz, Verónica Fernández García y lo cierra Mónica González Santana. Es un compendio erudito pero fácil de leer que ayuda a entender como se ha construido y consolidado, a lo largo de los siglos, el sistema patriarcal con el que seguimos tropezándonos, aunque no dejamos de insistir, tanto a nivel individual como desde las asociaciones, para que el paradigma cambie y toda la ciudadanía disfrutemos en igualdad de condiciones tanto de los deberes como de los derechos.
Este trabajo lo dedican sus autoras a sus madres, escribiendo cada uno de sus nombres.

Al día siguiente conocimos el Centro Municipal de la Mujer de Oviedo, lugar bien dotado para poder atender a niños, niñas y madres con problemas. Continuamos con un recorrido por la ciudad parándonos en estatuas femeninas bien explicadas por la guía que nos acompañó. Por la tarde visitamos un palacio prerománico en el Naranco. También tuvimos una guía femenina que nos relató  la historia y el devenir en el tiempo de tan interesante edificio.

Para cerrar la grata visita a esta comunidad, nos trasladamos el miércoles día 28, a la Universidad Laboral de Gijón, cuya construcción fue decidida, en el año 1952, `por Jose Antonio Girón, ministro de Trabajo del dictador Franco. La historia de este colosal edificio se encuentra fácilmente en internet. Al adentrarnos en el, el comentario más escuchado era que tal tamaño impresiona y  llega incluso a intimidar y, más, sabiendo de que etapa tan oscura procede. En la actualidad funciona como centro de formación laboral, sus numerosas estancias dan cabida también a otro tipo de actividades; musicales, de teatro etc. Después de bien comer en este centro, iniciamos el camino de regreso a Bilbao.

Los objetivos planteados, además de disfrutar de esta salida, se cumplieron con holgura. El buen ambiente de las personas que formamos el grupo estuvo presente en cada momento.
Participamos en este viaje Isabel Sánchez y Marijo Biurrun .

 

Viaje a Zaragoza

El Departamento de Igualdad de la Diputación Foral de Bizkaia, organiza desde hace cinco años, un encuentro anual con Asociaciones de Mujeres de distintas Autonomías. Este otoño la invitación fue para ir a conocer la Casa de la Mujer y diferentes asociaciones de Zaragoza.

De nuestra asociación Escribe-Lee/Idatzi Irakurri elkartea participaron en esta actividad, Isabel Sánchez y Marijo Biurrun. El viaje lo iniciamos el día 5 de octubre. La antigua Caesar Augusta lucía clara y soleada, el termómetro marcaba una alta temperatura, había una gran animación en la calle, quizás, el que fuera víspera de sus fiestas mayores influyera en el bullicioso ir y venir de sus habitantes. De esta vetusta ciudad, las noticias que nos llegan son  que ya era un asentamiento ibérico llamado Salduie o Salduba y, que el núcleo urbano, lo iniciaron los romanos en el año 24 a.C., de esta antigua colonia quedan como herencia las murallas, el Teatro Romano, el Puerto Fluvial y las Termas Públicas. Los árabes también vivieron aquí durante siglos. Nos contaron que la Basílica del Pilar fue la Gran Mezquita de la ciudad

Con estas y otras noticias comentadas nos ubicamos y salimos decididas a disfrutar del viaje que ya en sí prometía.

Después de degustar una sabrosa comida, nos relajamos delante de un café, comentamos la calidez ambiental y especulamos con las cosas que nos contarían al día siguiente las mujeres que íbamos a conocer. Terminamos la agradable tarde con la visita a unas ruinas romanas

Al empezar la nueva jornada acudimos a la Casa de la Mujer. Está ubicada en una  antigua casona. Se remodeló en el año 1982 por dos jovencísimas arquitectas Ana Estirado y su compañera Isabel Bajo.

Acudieron desde Madrid para contarnos el entusiasmo que despertó en ellas el encargo de remodelar un antiguo palacio, sabían que tendrían problemas ya que las reconstrucciones son complicadas de llevar a cabo. A las dificultades técnicas, que fueron muchas, hubo que añadir el hecho de encontrar  unos desagües romanos que, decidieron mantenerlos. Unos años posteriores, esta decisión voluntaria hubiese sido de obligado cumplimiento. Nos contaban estas curiosidades, ilustradas con conversaciones y algún chascarrillo a la vez que empezamos a conocer la actual Casa de la Mujer de Zaragoza. Estaban muy contentas con el mantenimiento de las estancias y se mostraban orgullosas de los materiales que en su día eligieron. Estaban intactos. Apenas habían envejecido, tenían cierta patina que da el tiempo y, en esta ocasión, le aportaba una cierta elegancia. Además del trabajo realizado lo que les satisfacía mucho era que el edificio se utilizara para el fin por el que se restauró. En los años que se tomó esta decisión hubo mucha  reticencia social y política, pocas personas creían que un centro con el nombre de Casa de la Mujer fuese de utilidad. En la actualidad está abierto a partir de las 9 de la mañana hasta las 21 horas. Imparten muchos tipos de talleres, de formación para encontrar empleo, de cultura general, de Arte , cursos preparatorios para entrar en la universidad a mayores de 25 años… Atienden a mujeres que sufren malos tratos. Las Asociaciones de Mujeres pueden disponer de un espacio a modo de oficina y un largo etc. Las personas responsables de que el Centro funcione tan bien, además de una buena preparación  académica, tienen el trato personal muy cálido. Terminamos este encuentro compartiendo comida con las anfitrionas.

Para la tarde había programada una visita guiada por la Aljaferia. Es un palacio árabe que data de finales del siglo IX  El estilo mudéjar se mantiene con mucho brío. También fue sede de algunos reyes aragoneses, entre ellos Fernando el Católico.

En el año 1486 se convirtió en una de las cárceles de La Inquisición,

En la actualidad es la Sede del Gobierno de Aragón.

 A esta actividad nos acompañaron mujeres de la Asociación María Moliner. Tomamos  café con ellas. Nos contaron lo que hacían. Entre todas las actividades que desarrollan dedican mucho espacio a los numerosos y variados talleres: culturales,  Historia del Arte etc. y de ejercicio físico; yoga, tai-chi mantenimiento, Organizan importantes viajes, por ejemplo, este otoño iban a la India, el año pasado fueron a Australia, de Europa han visitado numerosos países. Consideran que es muy enriquecedor conocer otros lugares y otras gentes.

Terminamos este intercambio, visitando las importantes obras arquitectónicas construidas para la Expo 2008.

Al día siguiente, miércoles, partimos hacia Gasteiz. Visitamos la vieja catedral que se encuentra de obras y, tengo la impresión que, los muchos espíritus de los seres enterrados en ese recinto a lo largo de los años, también nos acompañaban.

Para la tarde teníamos concertada una visita guiada para el Centro Cultural Montehermoso. Lo han ubicado en  un  palacio renacentista del S. XVI que junto al  antiguo Depósito de Aguas  construido en 1885, conforman el citado Museo.

Teresa Margolles exponía su obra con el título de” Los sonidos de la muerte”. Su trabajo es una reacción a la creciente violencia en todo el mundo, especialmente en México, donde, por lo general, está vinculada al tráfico de drogas y de seres humanos.. Las explicaciones que nos dio la licenciada en Bellas Artes y que hacía de  guía, nos ayudaron a disfrutar del lugar y de la obra expuesta.

Bilbao 25 de octubre de 2009
Marijo Biurrun
        

Encuentro de asociaciones en Zaragoza 2009

Fin de curso de TAI-CHI

Como todos los años, desde hace ya más de siete que con  los auspicios de la Asociación escribe-lee y bajo la dirección de Begoña Herreros se formara el taller de Tai-chi, al término del curso los integrantes del mismo se reúnen en una comida de despedida, en la que entre otras disquisiciones normalmente se  conjuran para volver a formar parte del grupo del curso siguiente. Este año alguien les había hablado del recital en el Etnográfico de Artziniega y hacia allá se encaminaron. Con un tiempo espléndido, llegaron hasta los aledaños del Santuario de La Encina donde una vez más practicaron los movimientos de Tai-chi realizados durante el curso. A reponer fuerzas subieron la pequeña cuesta que conduce al Hotel Torre de Artziniega, lugar del refrigerio. Una vez dieron cuenta de los alimentos, volvieron sus pasos hasta el magnífico Museo etnográfico que visitaron minuciosamente. El regreso a Bilbao, con algo más de peso que a la ida: Algunos  productos  caseros adquiridos en Artziniega y la satisfacción tras  un viaje tan placentero.


Viaje Artziniega Taller Taichi

VIAJE DE LA ASOCIACIÓN ESCRIBE-LEE A URUEÑA , MAYO 2009 (  Ver noticia Plan de ruta )

Estamos a finales del mes de mayo. Tras una inicial exploración, nuestro compañero Carlos Vélez, buen conocedor de la zona,  nos pone en contacto  con don Pedro Mencía a quien debemos gran parte  del éxito de nuestra expedición por tierras vallisoletanas. Gracias  Carlos, gracias Pedro.
Y allá vamos. Socias y socios, talleristas, amigos y amigas emprendemos el viaje. Destino: el encuentro entre poetas vascos  y poetas de la tierra, poetas vallisoletanos. Emplazamiento: Urueña.
Sale el cortejo el último día viernes de mayo, tempranito, para llegar a Medina de Rioseco donde hacemos escala. Tras el acomodo y la reposición de fuerzas en Los Molinos cuyo propietario nos colmó de todo tipo de atenciones,  galopada en el nuevo Pegaso a Tordesillas, a ver qué es eso del Museo del Tratado y poner los pies en uno de los varios monasterios o conventos de la provincia de Valladolid con advocación a Santa Clara.

El sábado la propuesta consiste en una  visita  guiada, ¡qué bien guiada por Virginia! al Casco Histórico de Medina y al Museo de San Francisco  para, después de comer, visitar  la Fábrica de Harinas de San Antonio, antigua harinera del XIX, terminando con la navegación a bordo del Antonio de Ulloa por el Canal de Castilla. Tranquilo deslizamiento de una hora por las aguas del río “inventado”. Ya de regreso arribamos al puerto ¡vaya paradoja! de Medina de Rioseco, por donde deambulamos el resto de la tarde. Quede aquí escrito nuestro agradecimiento a todo el personal de Turisval que en todo momento nos atendió con la máxima cortesía y atención.

Se inicia la jornada del domingo, tercer día espléndido de sol,  muy de mañana para llegar a la villa del libro, nuestro destino, Urueña. En el Centro E-lea se produce el acto poético comprometido. No nos habíamos olvidado de pasar antes por la Fundación Joaquín Díaz donde pudimos apreciar sus tesoros, tan cercanos a todos nosotros. Poco después, tras hacer nuevos amigos en las personas de Ángel e Isabel, Maestres de Cocina  de Castilla y León, en ejercicio  activo en el restaurante Los Lagares de Urueña y  del hijo de Isabel que fue quien nos dio las precisas explicaciones de cómo acompañar cada uno de los alimentos que nos ofrecía con el caldo más adecuado. Al salir  de  Urueña, de paso, bajamos a ver de la mano amable de Carlos, la Ermita de la Anunciada despidiéndonos así  de la provincia que el Duero parte  en dos, ya de regreso,  rumbo a  Bilbao.

 

Albúm viaje a Urueña

 

VIAJE DE LA ASOCIACIÓN ESCRIBE-LEE A ARTZINIEGA , MAYO 2009 (Ver noticia Recital)

IInvitados por la Asociación Etnográfica Artea,  el segundo sábado del mes de mayo un grupo de personas asociadas a escribe-lee, talleristas,  amigos y amigas iniciamos una visita cultural a la villa de Artziniega que complació todas las expectativas con  las  que habíamos partido desde Bilbao la mañana citada.

La primera visita, nada más llegar y tras un pequeño paseo en cuyo transcurso, a la vez que admirábamos el hermoso paisaje, fuimos informados  por nuestros acogedores y amables anfitriones de los detalles geográficos  e históricos de más relevancia de Artziniega, fue al Santuario de Nuestra Señora de la Encina, con su magnífico retablo y al Museo Sacro del que fuimos los primeros visitantes tras su inauguración el día anterior. En el recorrido de vuelta de estas visitas nos paramos a ver también la  fragua de Pablo Respaldiza que se mantiene tal como cuando estaba en pleno funcionamiento e hicimos un recorrido por la villa hasta la hora de la comida que nos sirvieron en el Hotel Torre de Artziniega.

Por la tarde acudimos al interesante Museo Etnográfico en el que pudimos contemplar  cómo era antes la vida rural y urbana y donde se procedió, en una de sus salas, al recital poético en el que la poesía inundó  por instantes las piezas y las estancias del mismo museo. Tras compartir unos agradables momentos con nuestros amigos de Artziniega, de quienes sólo podemos decir elogios, retornamos a casa.

 

 

Albúm viaje a Artziniega

 

VIAJE DE LA ASOCIACIÓN ESCRIBE-LEE A ASTORGA 2008

Días 18,19,20 de Abril del 2008

En la mañana del día dieciocho de abril un grupo de componentes de la Asociación y otras  personas amigas salimos de Bilbao camino de Astorga, donde horas después celebramos  el décimo aniversario de nuestra Asociación  con un recital poético en el casino de la ciudad, en el que también participaron poetas y cantautores astorganos. Bajo el título de “Encuentros” se leyeron a los poetas vascos: Celaya, Figuera, Aresti y Blas de Otero y sonaron los versos del astorgano Leopoldo Panero. Dando, por tanto así, sentido a la llamada al encuentro y al hermanamiento por medio de la poesía.

El recital fue acogido cálidamente por el numeroso público asistente con el que al final del recorrido poético departimos en el propio salón, ante un bufé dispuesto para la ocasión.  

Al siguiente día, el diecinueve, pusimos rumbo Las Médulas, que es un paraje muy atractivo, cargado de historia y  donde disfrutamos de sus  fantásticos paisajes aunque no acompañara la buena climatología. Posteriormente nos desplazamos a Villafranca del Bierzo donde nos acercamos a la más auténtica cocina maragata y  realizamos una visita guiada a la ciudad.

Cerramos esa jornada, ya de vuelta en Astorga, tras realizar las obligadas compras de los souvenirs y  los afamados productos de la tierra, con una cena a la que concurrimos el cien por cien de la plantilla.

El día veinte, satisfechos del reencuentro tenido con la ciudad y con nuestros amigos de Astorga, retornamos a Bilbao.

Viaje a AstorgaViaje a AstorgaViaje a Astorga


CRÓNICA DEL VIAJE A MÁLAGA

Días 13 al 15 de Noviembre del 2007

En la Asociación, desde hace unos años, acordamos, con el fin de establecer relaciones con otros grupos fuera de nuestro entorno más próximo, organizar , por lo menos, un viaje anual de intercambio cultural más allá de nuestra Comunidad Autónoma.

En esta ocasión, por contactos con personas que conocimos en diferentes Foros, concretamos tener un encuentro con Asociaciones culturales de mujeres y artistas de Málaga.; Asociación Alas, Asociación Carpío y, Asociación Amatista. Las principales actividades que desarrollan en sus locales respectivos son: la pintura, la escritura y la pintura y escritura juntas.

Como coincidíamos en muchos objetivos pero, de manera especial, en gustos afines como son los literarios, también editan una publicación similar a la nuestra Decires, han realizado exposiciones y, como en nuestras filas, tienen personas valientes que han editado obra propia, nos organizamos para ir a conocerlas e intercambiar opiniones.

Salimos con destino a Málaga, el día 13 de noviembre, martes.

Al día siguiente, nos unimos al grupo de mujeres que participaba en el viaje organizado por el Departamento de Igualdad de la Diputación Foral de Bizkaia , y, que en esas fechas se encontraban también en la citada ciudad andaluza.

Visitamos el Museo de Arte Contemporáneo acompañadas de una guía. Sus explicaciones, eruditas y amenas, nos ayudaron a entender mejor las obras expuestas, así como las tendencias actuales en este campo.

Celebramos el encuentro con una comida de hermandad. A continuación nos dirigimos al Patronato de la Mujer de Málaga, donde dimos un recital para que conocieran a nuestra gran poeta bilbaína Ángela Figuera, con la lectura de su biografía y de varios poemas. También homenajeamos a poetas andaluces leyendo diversos textos de Alberti y Lorca. Acabamos con un recuerdo a Málaga y a su mar.

En el mismo acto se leyeron también, por sus propias autoras, textos que habían sido premiados por la Asociación Artística de Mujeres Andaluzas.

Y al final, distendidamente, conversamos y cambiamos impresiones con las personas de las distintas asociaciones que allí estaban.

El resto del tiempo, que no fue mucho, lo dedicamos a visitar el Ateneo de Málaga y a tener otros contactos con varias asociaciones de la provincia.

El viaje nos dejó el buen sabor de conocer personas interesantes y la satisfacción de constatar que hay tanta gente que, como nosotras, se ilusionan por difundir la palabra bellamente escrita, bellamente dicha.

Imagen 1 del viaje a MálagaImagen 2 del viaje a MálagaImagen 3 del viaje a Málaga

 

RECITAL EN GRANADA

Días 30 y  31 de Marzo, 1 y 2 de Abril del 2006

Granada nos recibió con la primavera estallando, como sus vistosas glicinias.

En el Albaicín está ubicada la Residencia de Invitados de la Universidad de Granada, “Carmen de la Victoria”, donde nos alojamos. Aspirando el perfume de sus jardines, arrumados por el cantar de sus fuentes. Dejándonos seducir por la magnífica e inigualable visión de La Alhambra.

En este entorno tan espléndido, en el salón de actos de la Residencia, tuvo lugar el recital que nuestra Asociación dedicó como homenaje a Granada y a sus poetas. Naturalmente Federico García Lorca cantando a su ciudad fue el primer rememorado, a ocho voces, continuando con sonetos de amor del mismo autor.

El siguiente poeta granadino al que pusimos voz fue Luis García Montero con una selección de bellos y apasionados poemas.

Continuamos nuestro repertorio recitando poesías de poetas granadinas. Algunas estaban presentes. Fue muy gratificante percibir su emoción y agradecimiento. Rematamos el acto con obras de creación propia recitadas por sus autoras y autor.

Una vez finalizado el evento, la Dirección de la Residencia nos invitó a un ágape en uno de sus acogedores salones donde de manera distendida conversamos con los asistentes, creando lazos de amistad.

Aurelia, Carmen, Alex, Rosa, Sagrario, Marijo, Begoña y Carmina en nombre de la Asociación escribe-lee queremos agradecer efusivamente a D. José Tito Rojo, director de la Residencia Carmen de la Victoria, la cesión de sus instalaciones y también a nuestro compañero y amigo Fermín por las molestias que se tomó para que todo estuviese en su punto.

Una interesante experiencia.

Imagen 1 del viaje a GranadaImagen 2 del viaje a GranadaImagen 3 del viaje a Granada

 
Made with CSS . ¡CSS Válido! . Valid XHTML 1.0 Transitional . Icono de conformidad con el Nivel Doble-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI